Chocolate y piel

by Patricia Valley

¿Sabes lo que es el frescor de la juventud?

Es todo lo que se pierde con los años.

Es la manera de sonreír y de besar con los ojos. Es saltar cuando te dan una buena noticia sin reprimir el daño al suelo.

Es intensidad en un cincuenta por ciento de cacao y un cincuenta por ciento de piel, es la guinda del pastel que se cae cuando van faltando los pedazos de la tarta y las partes de tu vida. Es todas las ojeras que no tienes aún y el brillo que no has perdido en la piel, contrario al mate del sufrimiento que mata el frescor de la juventud.

Es contar tus sueños en vez de soñar que tienes algo que contar. Es dar la mano a un desconocido y dejarle entrar, es perder el tiempo en llorar cuando algo te importa que después ya llorarás si perdiste el tiempo.

Pero mientras tanto, olía a jazmín mojado y te daba igual porque eso es frescor, es la vida en su estado más puro y más caduco, es  decir un  “te quiero“  tan silencioso que todo el mundo lo oiga, es doler la mente cuando la palabra calla pero todo se envuelve del agua del frescor de la juventud, así que dame de beber que la sed no mate, que sólo el tiempo mate el tiempo

el salto, el brillo, el frescor, el te quiero.

Advertisements